lámina

lámina

martes, 23 de noviembre de 2010

FOTOS ANTIGUAS AÑO 1950

La foto la encontré en el siguiente blog http://doblarlaesquina.blogspot.com y en ella vemos a un niño junto a su perro Bobi, la acompañamos junto al texto que aparece en el blog.
"Aquí yo con mi perro Boby, era un bodeguero jerezano, pero en aquellos tiempos se le llamaba perro, simplemente".
................................
La siguiente foto me la envió Silvia de Torremolinos (Malaga) en la foto aparece su madre en el año 1953 junto a su perro de nombre "raterillo".

FOTO ANTIGUA AÑO 1932

En una página web que nos comenta los sucesos de marzo de 1936 en Logroño, apareció esta foto en la que podemos ver en el ángulo inferior izquierdo lo que parece a simple vista un Ratonero Bodeguero Andaluz, es muy difícil asegurarlo a ciencia cierta si lo es o no, pero yo diría que al menos lo parece. www.bermemar.com
Esta foto siguiente me la envió una amiga alemana aficionada de esta raza, desconocemos su procedencia ni año en la que se hizo.

lunes, 22 de noviembre de 2010

AMIGOS DEL R.B.A. Barcelona

Hoy le toca el turno a Eli, aficionada y enamorada de esta raza que junto a su perra Nuka protagonizó esta bonita historia que está repleta de coraje, valentía y amor a los animales, la publicó en la página http://www.escosadeperros.com/ y cuando la leí me gustó tanto que le pedí permiso a ella para que vosotros también la disfrutaseis, espero que os guste.
El bodeguero andaluz es una raza poco conocida, que hoy en día muy pocas personas adquieren como mascota en su hogar. La historia que os vamos a contar hoy tiene a un ejemplar de esta raza como protagonista. La mascota que hoy os vamos a dar a conocer se llama Nuka y uno de nuestros lectores ha querido hacernos llegar su historia. La historia de todo un perro coraje que ha sabido salir adelante con la ayuda de sus dueños de un grave accidente.
Nuka es una perrita de un año de edad. A pesar de su carácter bonachón y la felicidad que rebosa actualmente, nuestra protagonista ha sufrido mucho en tan poco tiempo de vida. Su caso es todo un ejemplo de superación y adaptación a la situación. Desde luego que sin la ayuda de sus dueños no hubiera podido salir adelante, y es que han hecho por ella lo indecible después de sufrir un accidente mientras jugaba con tan solo cuatro meses.

Nuka y su pata rota
A causa de su carácter juguetón y de su corta edad Nuka disfruta en el parque con sus dueños. A simple vista esta actividad parece totalmente normal para un perro de su edad, pero un fatídico día Nuka se hace daño en una de sus patas mientras jugaba, concretamente en la pata delantera izquierda. Una mala caída es la culpable de una lesión que será el principio de un calvario para ella y sus dueños.
En un principio la lesión pareció totalmente normal y su curación parecía sencilla, pero a medida que Nuka iba creciendo la pata se le iba torciendo hacia afuera con las consecuencias que esto puede tener para la perrita, ya que poco a poco la lesión iría a más y podría acabar generando una artrosis prematura que Nuka sufriría antes de cumplir los dos años. Algo que sus dueños no querían que pasara, y por lo que iniciaron una serie de intervenciones quirúrgicas.
Durante un mes Nuka tuvo la pata entablillada para que la lesión no fuera a más, ya que debido a que estaba en plena etapa de crecimiento no podía ser operada hasta por lo menos cumplir seis meses. Cuando cumplió esta edad se le sometió a una intervención quirúrgica para poner la pata en su sitio y así evitar esa temida artrosis prematura que probablemente le hubiera dado mucho malestar y dolor a lo largo de su vida. Tras esta intervención Nuka recobró el estado normal de su pata y volvió a ser un perro totalmente normal.

Un desenlace afortunado
A lo largo de todas las intervenciones que Nuka sufrió, se porto como una verdadera campeona, ya que nunca se quejó ni le cambió el carácter. Sus dueños, y los cuidados que le prestaron a lo largo de todo el proceso de curación fueron el detonante para que Nuka se recuperase totalmente, ya que podría haber no salido bien la primera intervención y tener que repetir todo el proceso.
Actualmente Nuka es una perra totalmente normal, con un carácter agradable y bonachón. Un cachorro juguetón que disfruta jugando en el parque con otros perros y siendo la alegría de la casa en todo momento. A simple vista Nuka parece un perro totalmente normal que nunca ha sufrido lo que ha pasado desde que era pequeña. Sus dueños están muy contentos con el resultado y con haber conseguido devolver a Nuka su vitalidad y la vida normal que todo perro debe tener. Tal es esto que Nuka es una amante de la playa y le gusta que sus dueños la lleven a jugar con las olas, a las que intenta morder y con las que quiere jugar en todo momento.
La historia de Nuka puede ser la de cualquiera de nuestros perros, ya que seguro que existen muchos más casos de lectores que han padecido algo similar con su mascota, por ello os invitamos a que nos contéis la historia de vuestro perro. Para hacerlo simplemente tenéis que enviar vuestro testimonio y algunas fotos de vuestra mascota a la siguiente dirección: fotos@escosadeperros.com y podrás compartir la historia de tu perro con todos nuestros lectores.