lámina

lámina

lunes, 25 de mayo de 2009

LA DENTADURA DEL PERRO




Cualquiera que sea la raza, llama poderosamente la atención el aspecto potente y sólido de las piezas dentarias, así como la robustez de las mandíbulas y los músculos maseteros que impulsan y facilitan el movimiento de las fauces.
Los dientes son duros de apariencia ósea y cumplen un papel funcional importante, ya que sirven para aprehender, desgarrar y triturar los alimentos. Los perros son mamíferos heterodontos, es decir, poseen dientes diferenciados para un uso específico.
La gran mayoría de las razas caninas poseen o deben poseer un ajuste perfecto de los caninos, los arcos superior e inferior de los maxilares se encastan uno dentro del otro y no se debe observar movimiento de lateralidad, de forma tal que la boca cierre de forma hermética., este tipo de dentadura se llama "cierre de tijera", en que los incisivos superiores recubren parcialmente una parte de los inferiores. Así mismo se denomina "cierre en pinza" cuando los incisivos se observan perfectamente afrontados, lo cual esta permitido en el estándar descriptivo de algunas razas, sin embargo no es lo optimo, ya que se produce un fuerte desgaste de los incisivos a muy temprana edad.Sin embargo, algunas razas como el Boxer, o el Bulldog Inglés, pueden tener como característica específica y no defectuosa el avance de la mandíbula inferior, lo cual se denomina prognatismo, y que, por otra parte, faculta a estos animales para la mordedura progresiva o de "presa", que hace que, sin soltar bocado, el perro vaya ganando terreno sobre la superficie o volumen de la presa atrapada. Siendo un gran defecto para la mayoría de las otras razas.Por el contrario cuando los incisivos superiores están anormalmente por delante de los inferiores, se trata de un enognatismo o prognatismo superior, lo cual es indeseable en cualquier raza, ya que provoca alteraciones digestivas, por que impide que exista una buena masticación del alimento.
Los dientes son importantes para determinar la edad de un perro, los cuales nacen con la lengua y las encías adaptadas para la succión y sin dientes, los cuales comienzan a hacer erupción a partir de los 20 días, siendo los caninos los primeros y que se presentan más finos y menudos, seguidos por los incisivos desde afuera hacia adentro, siendo las pinzas los últimos incisivos en aparecer, junto con los 2º, 3º y 4º Premolares que aparecen entre las 3 y 5 semanas.
Entre los 3 y 4 meses aparece el primer Premolar, que persisten durante toda la vida de nuestra mascota y son muy importantes en algunas razas de trabajo, de guarda y defensa como son: Pastor Alemán, Pastor Belga, Rottweiler y algunos Terriers. Sin embargo es muy común observar su ausencia, que en razas de compañía es perfectamente aceptable.
Después se reemplazan todos los dientes "de leche" como comúnmente se les denomina, entre el tercero y sexto mes, los dientes se caen debido a la resorción de sus raíces y son reemplazados por los dientes definitivos, partiendo por la erupción de los molares, de los incisivos y de los caninos.
Las fechas de erupción también pueden variar en función de la raza y la dentadura es susceptible de presentar anomalías en su número, siendo la disminución de piezas dentarias más frecuente que el aumento, sobre todo en razas de tamaño pequeño y de compañía como Maltés, Pequinés, Shih Tzu, y Pug. Es importante estar atento a la evolución de la dentición de nuestro cachorro, ya que, la persistencia de dientes caducos puede alterar el desarrollo de los dientes y su reemplazo.
Entonces la fórmula dentaria de los cachorros es de 28 dientes temporarios, 14 en el maxilar superior y 14 en el inferior, y la de los perros adultos está compuesta por 42 piezas, 20 en el maxilar superior y 22 en el maxilar inferior o mandíbula, siendo la formula dentaria del adulto: Incisivos 3/3; Caninos 1/1; Premolares 4/4; Molares 2/3. esta formula también puede variar según la raza, por el tipo de cráneo que posee, si es de hocico corto o largo.La edad aproximada de los perros puede intuirse por el estado de desgaste de los diferentes dientes, pero también deben tenerse en cuenta otras características fisiológicas y morfológicas, que todas juntas pueden determinar de forma más o menos cierta los años con que cuenta el perro.
La particular forma de los dientes de estos animales, con colmillos cónicos, robustos y afilados, propios para la "sujeción", y los premolares cortantes, así como los molares provistos de corona trituradora, debe conservarse en el mejor estado posible, libre de sarro porque la acumulación del mismo produce la aparición de halitosis y gingivitis, la cual puede derivar en una enfermedad periodontal y finalmente la pérdida de las piezas dentarias. Las caries son excepcionales, dado que el esmalte dentario es muy duro y generalmente, no tienen dietas ricas en azúcares, sin embargo los Médicos Veterinarios especialistas en Odontología han notado un aumento considerable en la incidencia de caries entre los perros y gatos, debido al obsequio de dulces. La descalcificación por placa se debe a ciertas enfermedades, como en el caso del distemper, intoxicación por fluor, entre otras. Las fístulas dentarias se deben a una necrosis de la pared alveolar y provocan abscesos. Los dientes amarillentos aparecen en individuos de edad y en los que sufren enfermedades serias tratadas con antibióticos.
Todas estas enfermedades bucales las trataremos una a una en las siguientes semanas, para que pueda tener un acabado conocimiento del cuidado y tratamiento de la dentadura de su amigo, este se lo agradecerá... ¡con lo que les gusta comer bien!

No hay comentarios:

Publicar un comentario